yotramito

¿Cómo te afecta la Ley General de Subvenciones para pedir una ayuda?

Ley General de Subvenciones

España tiene por delante uno de los mayores retos de transformación económica de los últimos años. Como ya sabemos, una de las herramientas para impulsar esa transformación son los Fondos Europeos, que requieren una compleja organización de todos los agentes involucrados para su ejecución y aplicación, y esto, ya es un reto en sí mismo.

La llegada de los fondos europeos se ha recibido con cierto optimismo. Sin embargo, como posibles beneficiarios, muchas veces no conocemos todo el conjunto de leyes, normas y reglamentos que rigen las subvenciones en España y a nivel europeo.

Para regular cualquier tipo de ayuda y subvención, incluidos los fondos europeos, en España existe la Ley 38/2003 General de Subvenciones.

Esta ley y su Reglamento constituyen la “columna vertebral” de cualquier procedimiento de subvenciones desde el sector público hacia los agentes económicos. El Reglamento aborda en profundidad los aspectos más prácticos de la gestión de ayudas (en otro post lo veremos con más detalle).

Para entenderlo de forma simple:

  1. Las administraciones y organismos públicos deben estar en capacidad de gestionar y ejecutar los fondos de forma responsable, transparente y eficaz.
  2. Los receptores de los fondos (empresas y ciudadanos) deben cumplir de forma diligente y transparente con el objetivo para el cual reciben las ayudas y que forman parte de las demandas sociales y económicas de nuestra sociedad.
  3. Es necesario cumplir con la normativa europea en términos de ayudas y subvenciones.

Esta Ley se aplica tanto a los que conceden la ayuda (entidades) como a los que la reciben (beneficiarios) y está diseñada para cubrir jurídicamente el ciclo completo de una ayuda.

¿Cómo se estructura la Ley General de Subvenciones?

TÍTULO I- Procedimientos de concesión y gestión de las subvenciones.

TÍTULO II- Del reintegro de subvenciones.

TÍTULO III- Del control financiero de subvenciones.

TÍTULO IV- De las infracciones y sanciones administrativas en materia de subvenciones.

Por lo tanto, la ley comprende desde la necesidad de crear una ayuda concreta, el proceso para su concesión, el pago, justificación, publicidad e incluso establecer las infracciones.

¿Qué debes tener en cuenta para solicitar una ayuda?

Cuando solicitamos, recibimos y justificamos una ayuda, debemos cumplir ciertas obligaciones. Aunque puedan resultar algo obvias, es importante tenerlas siempre en mente.

Cuando solicites la ayuda:

  • Tienes que cumplir los requisitos e indicaciones que se publican en la convocatoria y la entidad que concede la ayuda podrá comprobarlo.
  • Tendrás que acreditar que estás al corriente de las obligaciones tributarias y frente a la seguridad social.
  • Deberás comunicar si has recibido alguna otra subvención para la misma actividad.

Cuando recibas la ayuda:

  • Debes cumplir el objetivo para el cual se ha concedido la ayuda. Los fondos que recibas no puedes utilizarlos para ninguna otra cosa.
  • Hay que justificar a la entidad que concede la subvención que realmente has utilizado la ayuda para lo que se ha concedido.
  • Tendrás que disponer de registros contables y otros documentos admitidos en derecho mercantil para acreditar y facilitar la actividad de comprobación y conservarlos durante, al menos, 4 años.

Todo este proceso, muchas veces es más complejo de lo que parece a simple vista. Contar con alguien que te ofrezca soporte en todo este proceso, puede permitirte que te dediques con mayor esfuerzo a gestionar tu empresa o proyecto. Este es el objetivo de yotramito, y ayudarte es parte de nuestro ADN 🤓.

Alfredo J. Colombano